¿Cuándo se podrá hacer vida normal luego de ser vacunado contra el Covid-19?

Una de las preguntas más frecuentes en medio del periodo de vacunación fue respondida por la experta en epidemiología, María Elisa Calle.

Vacunado

Esta semana, en Chile se superó la cifra de cinco millones de personas vacunadas contra el Covid-19. Si bien el país ha sido reconocido por su proceso de inoculación contra la enfermedad, día a día se anuncian miles de nuevos contagiados. Todo esto hace que algunas personas se pregunten: «¿Cuándo podré hacer mi vida normal si ya fui vacunado?».

Esta interrogante fue respondida por María Elisa Calle en El País. La profesora titular de la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense de Madrid, experta en epidemiología y medicina preventiva indicó que es importante que todas las personas vacunadas sigan manteniendo las medidas preventivas.

Según comenta Calle, se sabe que «las vacunas protegen ante los casos graves de la enfermedad». Sin embargo, la especialista añade que «no sabemos todavía si los vacunados pueden seguir contagiando ni si pueden contagiarse ellos mismos».

Por lo anterior y aun cuando la carga vírica de un vacunado que haya tenido contacto con un contagiado pueda ser baja, existe la posibilidad de un contagio. La enfermedad puede afectar a la persona inoculada y ella podría infectar a alguien más.

Las medidas preventivas luego de la vacunación

Para complementar esta idea, María Elisa Calle señala a El País que es importante que las personas sigan algunas medidas. Estas normas preventivas son:

  • Usar la mascarilla adecuadamente, bien ajustada y cambiándola transcurrido el tiempo de uso (cuatro horas en el caso de las quirúrgicas o higiénicas y ocho horas las FFP2).
  • Seguir lavándose las manos con agua caliente y jabón frecuentemente. Si no pueden hacerlo, usar el gel hidroalcohólico.
  • Mantener cierta distancia con cualquier otra persona que no sea conviviente.
  • Si se van a reunir con alguien o participar en alguna reunión, deben procurar que sea al aire libre.

Calle agrega que mientras no se está seguro de la inmunidad “esterilizante” -es decir, que no son contagiosos ni transmisores del virus-, «se deben seguir manteniendo las mismas actitudes respecto de los demás que se tenían antes de la vacunación».

Para la especialista es importante que se sepa que «la adquisición de la protección inmunitaria máxima se obtiene pasados entre diez y veinte días después de ponerse la segunda dosis de la vacuna». Hasta ese momento, es necesario que se lleve una vida igual a como si no se estuviera inoculado.

El regreso a la «vida normal»

Por último, y para responder a la principal interrogante, María Elisa Calle tiene una clara respuesta. «Si entendemos por vida normal la que llevábamos antes de la pandemia, por el momento no va a ser posible», revela.

La especialista en epidemiología indica que no se podrá desarrollar una vida normal «hasta que no entendamos mucho mejor al coronavirus que la causa o hasta que la sociedad adquiera una inmunidad de grupo». Con respecto a este último punto, Calle afirma que aún falta tiempo.

Es necesario destacar que la experta reconoce que la vacuna trae cambios a nuestras vidas. María Elisa explica que esto se deba a que protege de una enfermedad que puede llegar a ser mortal.

Ahora escuchas