Monserrat Álvarez se mostró incómoda con el «coqueteo» del senador Moreira en el matinal

La animadora le pidió varias veces que dejara las bromas, incluso insistiéndole que no era su tipo y "está muy viejo" para ella.

Monserrat Álvarez, Iván Moreira Monserrat Álvarez, Iván Moreira

Una curiosa interacción tuvieron el senador Iván Moreira (UDI) y Monserrat Álvarez en medio del Matinal «Contigo, En la Mañana» de CHV, en medio de un debate político acerca del revés del Gobierno ante el Tribunal Constitucional.

«Yo ayer escuché que usted no estaba a favor de que el Gobierno, en su nueva ley, pusiera un impuesto a este 10%. ¿Escuché bien o fue un sueño? Porque estaba a punto de dormir», consultó la periodista.

Como no es sorpresa, su compañero Julio César Rodríguez le hizo un comentario con su particular humor.

«Lo que sería grave que soñara con usted, ya estaríamos traspasando todos los límites», bromeo el periodista.

«¿Fue usted o fue una pesadilla? Jajá«, se sumó Álvarez.

Con lo que no contaba era que el parlamentario respondería de forma «coqueta».

La respuesta de Moreira

«No se deje provocar por los dichos de Julio César porque lo más importante de esto es que yo también soñé con usted», le respondió el parlamentario.

«No sé si quiero seguir con esto, no es mi tipo señor Moreira. No siga con esto, por favor», comenzó a responder la animadora.

«Además que quiero contarle una cosa. Usted la otra vez conversaba con Julio César (sobre intimidades)…», siguió el Senador.

A lo que la periodista, notoriamente incómoda le dice «No, no, no. No siga por ahí…».

«¿Pero se acuerda de esa canción?», le insiste Iván Moreira.

«No quiero tener gustos musicales…», respondió Monserrat Álvarez.

Julio César Rodríguez aprovecha para interrumpir diciendo: «El senador Moreira se puso galán».

«Pero no es mi tipo…. ni físico… está muy viejo para mí», dice Monserrat Álvarez antes que todo.

«¿Muy viejo? Por favor», respondió ofendido Iván Moreira.

«Tengo a mi pololo, por favor, no», cerró la conductora del espacio.

«Yo estoy felizmente casado, pero uno puede decirle una buena palabra a una persona», se defendió el Senador de la República.

Ahora escuchas